jueves, 24 de marzo de 2011

Carta a mis chicas:


Chicas, últimamente no es que estemos pasando por nuestros mejores momentos ya que estamos todo el día peleándonos y por desgracia siempre por lo mismo. Unas veces unas tendrán razón y otras veces la tendrán otras pero toda la vida hemos sido amigas, hemos tenido nuestros mas y nuestros menos pero siempre les hemos superado como un grupo, apoyándonos y haciendo todo lo posible por que todo saliese bien. Estos últimos días hemos perdido nuestra esencia, la esencia de nuestro grupo, aquel grupo en el que todos querían estar por lo buenas amigas que éramos, y se supone que lo seguimos siendo. En un grupo unos serán más amigos de unos que de otros pero todos somos amigos y todos sabemos que en cualquiera de nosotras tenemos una amiga para todo lo que queramos, un hombro para llorar, una sonrisa que compartir, miles y miles de risas, y momentos que recordar simplemente por el hecho de haber sido con esas amigas a las que tanto queremos. Juntas durante años hemos ido creciendo, madurando, ¿y vamos a echar todos esos años vividos juntas por una serie de peleas? Yo por lo menos no pienso hacerlo porque cada una sois una parte esencial en la vida de cada una de nosotras y me gustaría deciros lo mucho que os aprecio y que sin vosotras no sería nada porque ¿que haría yo sin?:
María/mi Antonia: Quiero que sepas que eres una buenísima amiga y que desde pequeñitas lo hemos sido porque en cualquier momento ahí estabas tú para apoyarme. ¡Te quiero mucho!
Sofía: Me acuerdo de esos momentos allá por 5º y 6º en los que tú y yo éramos buenísimas amigas. Y me complace saber que todavía hoy por hoy lo seguimos siendo. ¡Gracias por todo!
Cris: A ti te he empezado a conocer mejor el año pasado y este y me encanta haberte conocido mejor porque me he dado cuenta de que eres una grandísima persona. ¡Te quiero loca!
Eva: Bueno que decirte, que eres genial, que me lo paso muy bien no, lo siguiente contigo y que sepas que aunque haya habido momentos malos predominan mucho más los buenos. ¡Te quiero!
Laura: Bueno pequeña, no sé que puedo decirte que no sepas ya, que aunque haya veces que no estemos precisamente en el mejor momento siempre y siempre acabamos perdonándonos porque eso es lo que hacen las amigas y a una amiga como tú no se la puede olvidar. ¿Siempre vale?
Tordera: Ay mi torde, que llevo desde 1º de primaria contigo que durante todo ese tiempo te has sabido ganar un trocito de mi corazón y que no cambies nunca porque gracias a gente como tu hay felicidad en el mundo. Te debo todo y más ¡Te quiero un montón amor!
Susana: Mi niña, sabes no sé qué decirte, porque ya lo sabes todo, para mi eres esa persona de la que nunca me voy a olvidar por todo lo que has hecho por mí. Siento mucho si alguna vez no te he tratado como te mereces. ¡Te adoro!
Alba: Bueno albita ya te dije muchas cosas en la carta que te escribí y eso que eres genial como eres y que todos querrían tenerte como amiga porque eres estupenda. ¡Te quiero!
Ali: Bueno mi ali, sabes que aunque no seas muy cariñosa todos sabemos que tienes ese corazoncito que te hace tan especial, no quiero que cambies nunca porque con tu autoestima haces que todas estemos felices. ¡Te quiero Ali!
Marina: Mi marina, en fin que me encantas y que te debo muchos momentos felices de mi vida y no quiero dejarte nunca porque eres genial. ¡Te quiero mucho!
Y por ultimo Fati: Mi menudita, eres tan alucinante que no sé ni que decirte porque me encanta que seas así como eres porque ¿que haría yo sin ti? ¡Te quiero mi menudita!

 Chicas, para mi todas sois un trozo de mi vida, una parte de ella, y sin vosotras nada sería lo mismo, sin todas nosotras unidas quedaría un hueco en nuestra vida por llenar, un hueco de falta de felicidad porque admitámoslo gracias a todos los momentos en los que hemos estado juntas hemos aprendido a ser felices, a vivir la vida a tope y a no dejar que los problemas nos lleven a un abismo de tristeza. Puede que esta carta no sirva de nada pero puede que sirva para darnos cuenta de que cada una de nosotras es un tesoro que yo no voy a dejar escapar y seguramente vosotras tampoco. Habéis sido tan importantes en mi vida que si llegamos a separarnos yo no sabría que hacer porque yo no puedo estar solo con unas tengo que estar con todas vosotras para llegar a alcanzar la verdadera felicidad. Algunas habréis sido mis amigas de pequeña y otras os habréis incorporado más tarde pero os puedo asegurar que os aprecio un montón y no os hacéis a la idea de la suerte que tenemos al ser todas amigas. Como dice la canción:
“Somos una marea de gente, todos diferentes, remando al mismo compás”
Y si una de nosotras falta no sería lo mismo y eso me lo habéis hecho ver vosotras a lo largo de toda mi vida, hemos crecido juntas y no os pienso dejar escapar a ninguna.
Me gustaría que escuchaseis está canción y os dieseis cuenta después de todo esto que no podemos separarnos porque entonces ninguna seriamos lo mismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario